Decoración San Valentín: Guirnaldas de Corazones de Tela

San Valentín es una celebración perfecta para incorporar a la casa elementos y detalles que inspiran un ambiente romántico y alegre, como una guirnalda de corazones hechos de tela. Con esta guirnalda de tela se puede ambientar con un toque delicado la decoración de cualquier estancia, el día de los enamorados.

Se trata de una guirnalda realizada con corazones de tela, la que posee un aire muy romántico, y que se adapta a diferentes colores, pero que además se puede usar para decorar en cualquier momento un espacio, como un dormitorio de niñas.

Para una habitación a la que se desea incorporar una nota de color, esta guirnalda de tela es perfecta, ajustándose también a una decoración temática para San Valentín, a través del uso de los colores adecuados. En este caso se han empleado tres colores principalmente, rojo, rosa y blanco, una gama de uso frecuente en la decoración de San Valentín.

Se obtiene un efecto mas atractivo utilizando telas con diferentes estampados, y combinándolos con telas lisas.

Materiales:

Retales de tela de distintos estampados y colores.

  • Moldes de corazones, en cuatro medidas.
  • Hilo
  • Aguja.
  • Procedimiento:

Es necesario preparar el molde de los corazones, en papel o cartón, y en cuatro tamaños distintos. Luego usarlos para marcar la tela, el retazo escogido para cada medida de molde, y recortar respetando la forma de corazón.

Una vez que se tienen las cuatro piezas de tela recortadas, se procede a superponerlas, doblando al medio las cuatro, una plancha puede servir de ayuda para conseguir que se doblen bien.

Por esa misma marca hecha a la mitad de los corazones, habrá que coser, de modo de unirlos.

Armar una cantidad de corazones de modo de formar la guirnalda, uniendo las piezas unas con otras, con la ayuda de un cordón que atraviese los corazones por detrás.

Fuente: lasmanualidades

2 comentarios

Deja un comentario